Tu Palabra

In Laudem

Jesús Evangelio

Nuestra Casa

25 AÑOS DE ALABANZA AL SACERDOCIO DE CRISTO EN LA CASA DEL PADRE

El 15 de julio se cumplieron 25 años de la partida de Monseñor Alfonso Uribe Jaramillo a la casa del Padre. El pasado jueves en la capilla de filosofía del Seminario Nacional Cristo Sacerdote se ha reunido la comunidad formativa, junto con las Asociaciones Sacerdotales Siervos del Espíritu Santo y San Pablo, para celebrar la Eucaristía por su eterno descanso, dando gracias a Dios por los frutos que la vida de este pastor ha traído a la Iglesia.

Durante la celebración eucarística presidida por el rector del seminario Monseñor Iván Marín Cadavid, al realizar un recorrido por toda la vida de quien fuera el segundo obispo de la diócesis, resaltó la labor realizada “por un hombre de Dios que sin poseer más que un vigor inquebrantable y un deseo por glorificar el sacerdocio de Cristo realizo las más grandes obras que como el mismo monseñor Alfonso decía: eran posibles por la providencia Divina”
Monseñor Alfonso Uribe Jaramillo nació el 6 de febrero de 1914 en Nariño, Antioquia y llego a la Ceja con sus padres siendo aún niño para adelantar sus estudios en el colegio de La Salle antes de ingresar al seminario de Medellín. Ordenado sacerdote el 1 de noviembre de 1937 tuvo como primer destino trabajar en el mismo seminario y en Canadá realizo su especialización y doctorado en Teología entre 1944 y 1945. Se desempeñó como párroco de Sonson, Vicario General de la misma diócesis recién creada y en 1963 fue nombrado obispo auxiliar de Cartagena. Desde su fundación y hasta su nombramiento como obispo se desempeñó como Rector del Seminario Nacional Cristo Sacerdote a donde regresó a partir de 1966, hasta que en 1968 fue electo obispo de la diócesis que desde ese momento se llamó Sonson – Rionegro la que pastoreó hasta 1993.
Deseoso de glorificar el sacerdocio de Cristo contó con capacidad y visión de fundar las obras que la iglesia necesitaba en su momento: el Seminario “Cristo Sacerdote” de La Ceja y “Cristo Sacerdote” en Yarumal, el Seminario Diocesano de “Nuestra Señora” en Marinilla y el Seminario Misionero del Espíritu Santo (MIES). Junto con estos creó las Asociaciones Sacerdotales “Regina Apostolorum”, “Siervos del Espíritu Santo” y “San Pablo”. Por su deseo nacieron La Universidad Católica de Oriente y varias comunidades religiosas. 
Fue la convicción sobre la acción del Espíritu Santo que mueve, santifica y enriquece a la iglesia con sus dones, lanzándonos al mundo a predicar el evangelio; la que lo llevó a impulsar la Renovación Católica Carismática y a dedicarle el último periodo de su vida, convirtiéndose en una fuente de espiritualidad y acción pastoral.

Jaime Esteban Ramirez 
III de Filosofía

 

Próximos Eventos

No se han encontrado eventos